lunes, 23 de octubre de 2017

TÉCNICAS DE ESTUDIO. Método básico de estudio.

Técnicas básicas de estudio




¿Cómo hacemos para asimilar conceptos de un modo correcto?


HAREMOS ESQUEMAS O RESUMENES .- Lo más importante es que los hagamos bien y que al leerlos nos venga a la cabeza el tema que hayamos resumido en su esencia, sin que resulte complicado y sin prescindir de ningún concepto básico.
AJÚSTATE AL CALENDARIO .- Si tienes fechas límites (exámenes) cíñete a la materia que tengas para ese período de tiempo, así que si te diseñas un calendario para ir asimilando los contenidos y luego te ajustas a él, será mejor.
REALIZA TEST O TAREAS .-  Si te las han puesto en clase o en la academia.  Lo ideal para controlar nuestros conocimientos son los autoexámenes, pero claro, no todo el mundo puede asistir a academias o tiene dicho material para apoyo al estudio.
ANTES DE ACABAR, REPASA TODO LO QUE HAS ESTUDIADO Y ECHA UN VISTAZO A LO QUE VAS A ESTUDIAR AL DÍA SIGUIENTE. Como tenemos que asimilar una gran cantidad de conceptos, una buena manera de reforzar conocimientos es hacer un pequeño repaso de todo lo estudiado ese día, y además ver qué es lo que nos espera mañana.

El método de estudio.

La mejor manera de entender un tema que nos tenemos que estudiar tiene varias etapas:  Una lectura rápida, otra más profunda, otra de subrayar conceptos y finalmente, la elaboración de esquemas y resúmenes.  A continuación nos dedicaríamos a memorizar y posteriormente, a repasar todo lo estudiado.  Pero pasemos a desglosar las fases del método de estudio.



1.  LA PRELECTURA .-  Lectura rápida para tener un concepto claro del tema  Se trata de leer todo de principio a fin simplemente para ver de qué se trata. Leeremos de un tirón, sin hacer pausas, pero prestando atención a cuáles van a ser los conceptos principales.  Al leer, de vez en cuando nos haremos preguntas para favorecer la concentración.

2. LA LECTURA COMPRENSIVA .-  Lo que buscamos ahora es entender lo que estamos leyendo.  Leeremos profundamente para entender, pausadamente, párrafo a párrafo.  Si nos encontramos con palabras que no conocemos averiguaremos su significado en internet o mediante un diccionario como toda la vida.  No debemos avanzar hasta no haber comprendido íntegramente el texto que tenemos delante.  Debemos seleccionar aquello que nos parezca fundamental y jerarquizar las ideas, de la más importante hasta las secundaria.  De esta manera cuando repasemos el tema principal, nos acordaremos con facilidad de las ideas secundarias.

3. SUBRAYAR  .-  Subrayar consiste en destacar dentro del texto los conceptos principales que tenemos que asimilar.  Es la mejor manera de jerarquizar y seleccionar ideas.  Para ello nos valdremos de subrayar y de escribir notas al margen si es necesario.  Así destacaremos lo más importante y ello favorecerá la comprensión y memorización en especial para repasos futuros.  Nos limitaremos a lo relevante.  Debemos intentar que lo que subrayamos pueda ser leído tanto con el resto del texto como por separado.

4.  SINTETIZAR .-  Una vez pasadas todas estas fases debemos ser capaces de sintetizar los conceptos y resumirlos utilizando nuestras propias palabras. 

Llegó el momento de hacer resumen y hacer esquemas.  ¿En qué se diferencian?

·        El esquema es como si fuera un mapa del tema.  Explicamos muy brevemente los contenidos relacionándolos y reflejando la jerarquía de unos conceptos frente a otros.   Solo pondremos palabras claves.


·        El resumen expresa lo más importante utilizando la menor cantidad de palabras posible.  Es importante que lo hagamos con nuestras propias palabras para que queden más claras las ideas básicas.


LA MEMORIZACIÓN

Cuando memorizamos retenemos y aprendemos cosas para luego ser capaces de reproducirlas.

Memorizar consiste en fijar unos contenidos en nuestra mente, ser capaces de retenerlos para poder utilizarlos cuando nos hagan falta.  Por lo tanto nos va a hacer falta para poder aplicar nuestros conocimientos.  Si queremos recordar algo hemos de tener el propósito de hacerlo, tendremos pues que concentrarnos en aquello que queramos recordar. Pero antes de memorizar es imprescindible comprender, ya que si no entendemos algo nos va a costar muchísimo recordarlo y se nos va a olvidar demasiado pronto.

Por eso lo ideal es recurrir a menudo a lo que ya hemos estudiado, para lo cual podemos leer, escuchar o realizar ejercicios prácticos.


EL REPASO DE CONCEPTOS.


Repasar resulta imprescindible para retener lo aprendido hasta usarlo, es decir, para evitar el olvido.  Una buena manera es releer o recitar en voz alta para luego comprobar si estamos en lo cierto leyendo nuestros apuntes.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario

EVES: Méritos, Oposición, Bolsa...

EVES es la Escola Valenciana de Estudios para la Salud, vamos, un centro formativo en lo relativo a sanidad y todo eso.  Está relacionad...